Imagen alojada por servimg.com

Ana María Rodas

Imagen alojada por servimg.com

12 de septiembre de 1937 Ciudad de Guatemala, Guatemala (departamento), Guatemala

Escritora, poetisa, ensayista, crítica literaria, periodista y profesora guatemalteca, autora de "Poemas de la izquierda erótica" (1973), "El fin de los mitos y los sueños" (1984) y "Mariana en la tigrera" (1996).

  1. Por suerte o por desgracia todavía hago lo que quiero.
  2. Asumamos la actitud de vírgenes. Así nos quieren ellos. Forniquemos mentalmente, suave, muy suave, con la piel de algún fantasma.
  3. En el fondo un autor siempre está escribiendo y rescribiendo el mismo libro.
  4. Amante nuevo: quiero explicarte bien que entre tus ojos y mis ojos sólo hay deseo.
  5. La poesía es una especie de lava que brota; se puede trabajar y publicar si está bien, o tirar si está mal.
  6. De acuerdo, soy arrebatada, celosa, voluble y llena de lujuria. ¿Qué esperaban? ¿Que tuviera ojos, glándulas, cerebro, treinta y tres años y que actuara como el ciprés de un cementerio?
  7. Tal vez más adelante encuentre otras formas de expresarme. Pero eso no me importa ahora; hoy vivo aquí y en este momento y yo soy yo y como tal actúo.
  8. Recorre mi cuerpo con tu lengua tibia suave. Crece dentro de mí lo necesito. Empápame con fuerza y escúchame gemir anunciando mi nuevo nacimiento.
  9. Pero al hacerme mujer al mostrarme que los seres son tan libres Comprendí que libre-yo y libre-tú podemos tomarnos de la mano y realizar la unión sin anularnos.
  10. El más hermoso mito inventado por el hombre más hermoso que Dios o el hermoso ideal del socialismo y el dinero que acumulan los ricos. Más hermoso que el odio, la invención más hermosa. El amor.
  11. Estamos hechos de recuerdos, de un pelo rubio, de un pecho, de cuatro cigarrillos moribundos. De rítmicos movimientos.
  12. (...) En el terreno denso inexplicable que es el sueño ese de anoche en el que tú brincabas desnudo mostrando la piel más oscura de tu sexo y los dientes filudos de animal en celo.
  13. (...) No comprendo cómo se mata el hambre comiendo, y el sueño en la cama y la sed con el agua. Y el deseo -este que me acapara cuando veo tus manos- debe ser archivado como algo malo en el cajón más sucio del cerebro.
  14. Que quisiera decir tu nombre y no puedo porque al abrir la boca yo recuerdo una cama distinta otros labios bebiéndose mis pechos. Y cuando lloro y me prendo a ti con tanta fuerza no es de alegría, amante. Es de recuerdo.
  15. Por lo demás, lamento no complacer a todos. Creo que ya es bastante mirar hacia mí misma y tratar de aceptarme con huesos con músculos con deseos con penas. Y asomarme a la puerta y ver pasar el mundo y decir buenos días. Aquí estoy yo. Aunque no les guste. Punto.
Obras Destacadas:
  1. Poemas de la izquierda erótica (1973)
  2. El fin de los mitos y los sueños (1984)
  3. La insurrección de Mariana (1993)
  4. Mariana en la tigrera (1996)
  5. Cuatro esquinas del juego de una muñeca (1975)
  6. Eva a los cincuenta y dos años (1988)

Fuente: Frases Y Pensamientos


Ana María Rodas

Esta categoría está vacía.